República Dominicana y la visión de Acanchi

(Algunos elementos culturales de género para afianzar el concepto de alegría)

Somos un país de abundancia.

Proyectamos alegría; también, amplia y espontánea vitalidad…

Es emocionante escuchar esto de una extranjera, tal y como lo percibe la británica Fiona Gilmore, quien preside la empresa inglesa de publicidad, diseñadora de Marca de países: Acanchi.

Alegría, felicidad, abundancia, paz, armonía, democracia, justicia, igualdad ciudadana…deseos que mueven la vitalidad de muchas dominicanas y dominicanos. Cualidades que se manifiestan mucho más a final y a comienzo de año, con la celebración de Navidad, en nuestro siempre soleado país.

Quiero aprovechar estas ideas tan brillantemente sistematizadas por esta profesional, Fiona Gilmore, sobre nuestro país, para proponer la revisión de algunos aspectos de nuestra cultura que si se superan podríamos afianzar con más certeza esta vitalidad abundante que significa ser dominicana y dominicano.

Admiro los mundos de la economía y de la política. Principalmente en su interrelación por su notable influencia en el destino de los humanos. Considero esta interrelación equilibrada como un elemento esencial para los pueblos. Política como búsqueda de bienestar, y economía con compromiso social de calidad de vida para el entorno y para todos sus actores y actrices.

Mas...

En este señalamiento, que escribo en plena navidad, quiero destacar elementos culturales que se entrelazan significativamente con el bienestar y con la economía de un país.

Hace aproximadamente dos meses participé en un Encuentro en Santiago, donde estaba parte de su liderazgo local en distintas áreas.

(Encuentro que fue convocado por el El Consejo para el Desarrollo Estratégico de la Ciudad y del Municipio de Santiago (CDES), que preside el empresario tabaquero Hendrik Kelner. Participación que priviligié en mi agenda, a solicitud muy cálida y encarecida al convocar, de mi querido y entusiasta amigo, el doctor epidemiólogo Reynaldo Antonio Peguero).

Esta significativa comunidad santiaguera se sintió sumamente satisfecha con el trabajo de Acanchi.

En ese diálogo tan vital y talentoso, estuvimos bajo el influjo del liderazgo de la señalada, Fiona Gilmore, la ejecutiva que dirige los estudios de esta entidad. De lo expuesto en este estudio y de lo comentado en el público, quiero destacar dos elementos a superar, que son parte de inquietudes un poco estables en el tiempo en determinados colectivos, de los que formo parte.

Una de estas inquietudes está referida al tema sociológico y político de Género. (Más tarde, en próximas semanas comentaré el otro aspecto sobre etnocentrismo con respecto a Haití).

Se trata de que tenemos que superar la baja autoestima en la mujer dominicana que viene permitiendo el exceso de confianza sexual que se manifiesta en las relaciones de algunos hombres dominicanos, las cuales permiten que básicamente se les considere como masa, carne, cuerpo... para llenar vacíos existenciales de algunos mundos masculinos, que se manifiestan en un pernicioso inmediatismo hormonal, que hay que dosificar, balancear… para que crezcamos como país.

Se trata de complicar más nuestro universo de intereses y expectativas espirituales, y de ejercicios de ciudadanía más responsable para desarrollar nuestro país, más allá de consumismos sexuales y de escapes (juegos, bancas, sexo, frivolidades, allantoserías…).

Superar también la venta de nuestro país como un destino de mujeres “hermosas” y “obsequiosas”.

En este último sentido cabe felicitar a Acanchi, porque en su propuesta está totalmente superada esta visión abusiva de la mujer dominicana, tal y como lo destacó en su intervención la doctora Mariana Moreno, miembra del Núcleo de Apoyo a la Mujer (NAM) en Santiago.

Fiona Gilmore y su equipo, hacen honor a conceptos de género avanzados. Ella es coherente con su condición de mujer profesional, suave, segura, talentosa…sin caer en la ansiedad de quienes sienten que la mujer y un país sólo tienen cuerpo y sexo de mujeres que vender.

Quiero aportar como dato, que muchas mujeres turistas y extranjeras en general, se asombran y molestan, por el exceso de permisividad visual, conversaciones, de roces, propuestas, sin adecuados y compartidos avances sexuales, que se suelen dar en algunos dominicanos, ¿y por qué no?, en algunas dominicanas.

Llama la atención el exceso de piropos sexuales y de expectativas de correspondencia a los mismos, y la reacción violenta si la mujer no corresponde.

Exponía meses atrás un amigo forista de Clave Digital, el joven Oliver López, el cómo, una amiga turista extranjera se marchaba del país con un dejo de desagrado y sorpresa, por la presión que sintió de los hombres dominicanos con quienes compartió diversiones en esos días. Señalaba ella, que cuando salía para divertirse, era muy incómoda la presión que sentía, queriendo algunos hombres, de una manera casi forzada, que los encuentros terminasen con sexo copulativo, o con cierta incontinencia expresiva de roces corporales no deseados.

Contaba Oliver que le señaló la joven que la primera impresión que se llevó de los dominicanos fue de ser entes sociables, alegres, vivarachos, serviciales, espontáneos, y que esto se fue desdibujando con el transcurrir del tiempo, por el aspecto ya señalado, en algunos.

Que conste, que nuestra alegría, espontaneidad, vitalidad, sensualidad, afectividad es muy bien percibida. Se trata pues de saber frenarla, hacerla más democrática, más desinteresada, menos demandante sexualmente. Asunto de límites.

Estos temas se prestan a hacer muchos chistes y cierta hilaridad por la subjetividad en las interpretaciones y criterios. Algunos conocidos y amigos míos se ríen cuando se comenta este asunto; percibiéndolo como algo discutible.

Vale, pues el dato, para todas y todos: No todas las mujeres tienen esa angurria de llamar la atención por el erotismo de su cuerpo, y su autoestima se cimenta en amplios intereses, además del cuerpo, intereses espirituales, ambientales, profesionales, económicos y ciudadanos.

Para la mayoría de las extranjeras turistas es muy notorio que el hombre dominicano tiene que aprender a poner más distancia con el cuerpo de las mujeres. El exceso de fijación sexual en las miradas, el que no se les trata de manera integral como entes que pueden poner límites al grado de intimidad sexual, los piropos obligados y abusivos, es un mundo en el que tenemos que diferenciar a las mujeres. Hay mujeres…y hay mujeres…. Hay ambientes, hay matices, hay lenguajes corporales. Aprendamos a complicar nuestro lenguaje cuando nos relacionamos con las mujeres.

Las mujeres somos más que cuerpo. Defendamos nuestros espacios corporales y espirituales. Las mujeres no estamos obligadas a cortesías forzadas para responder a un mal aprendizaje propio del machismo. “Autoestima y educación” en la mujer, son claves para la superación de la mujer dominicana, decía mi amigo Pavel Geraldino en un comentario, días atrás. Las mujeres somos más que cuerpo, medidas y durezas. Las mujeres más que nada, somos ciudadanas, a las que debemos reforzar en su alma, en sus intereses de salud, de economía, espiritualidad, ciudadanía plena.

Aprendamos a marcar nuestro territorio, a ser más sobrias y majestuosas, nuestro cuerpo es un templo, nuestro cuerpo necesita respeto y solemnidad en nuestras relaciones.

Seguimos luego…

Amores en la vida de Hostos: Conferencia de Juan Bosch

Estuve visitando esta página

web:http://www.cielonaranja.com/hostosbosch.pdf

En este link hay una conferencia dictada por Juan Bosch en Puerto Rico (en Mayaguez) sobre las mujeres en la vida de Hostos en el 1938. Excelente escritor Juan Bosch; excelente retrato emotivo sobre el amor, lo físico de él, lo espiritual, el conflicto entre los ideales trascendentales del amor universal, y la vida en pareja, cuando se siente una vocación de lucha por la justicia en todo un continente.

Su compañera más permanente, pareja conyugal fue Belinda Otilia Ayala (Inda). Es una conferencia de 33 páginas.

Del daño que le producen los merengueros a la lectura

Miguel D. Mena relata algunas vivencias sobre la Feria del libro y sobre la necesidad de animar más la lectura y la escritura en RD, desde la literatura. También propone que se desarrrolle la creatividad buscando lo dominicano como escenario y motivo creativo.

Acá el artículo:


Del daño que le producen los merengueros a la lectura

POR MIGUEL D. MENA

La lectura está amenazada. Acto de leer: lanzarse a la página de picada y desnudo, arrastrando los viejos mundos del conocimiento, las engrasadas piezas de esta máquina que es el cuerpo o los sueños o el deseo.

El acto de lectura, sin embargo, va perdiendo su ingenuidad. Se lee con tres ojos: hay uno que está mirando al lado, al otro, a los otros, a la fila que se abalanza contra los más leídos y más vendidos
y los que te recomendará la prima que acaba de llegar de algún salón de belleza o ha bajado de Iberia o te estará esperando en Metro o en Caribe.

Leer es un acto paralelo al vértigo. Uno tiene la capacidad de adentrarse en los personajes, ocurriendo a veces que los mismos pueden escaparse por algún pasadizo secreto, como en el famoso cuento de Woody Allen referido a Madame Bovary. Se lee con la sensación de
estar siempre al borde, de apurar las líneas porque alguien está en el teléfono o en la radio.

Tu y yo estaremos, simultáneamente, leyendo eso que ya no será tan interesante: los sueños de Francisco Quevedo, los poemas de Eliseo Diego, esos libros tan locos que hace Pastor de Moya, tal vez algún e- mail de Sahira anunciando un viaje a la nada o la alegría que estalla
si son mis dos o una de mis dos mujeres –Ximena o Ana María- que me escriben desde cualquier lugar del globo.

Se escribe y se lee con el clima. Creo no pecar de determinista geográfico, pero en verdad que lo que pasa tras la ventana o en el adentro tienen que ver con el predominio de la poesía o la narrativa. Los nórdicos son más dados a lo segundo. Por nuestra parte, aquí se
habla en poesía y lo filosófico está en un refranero donde coincidirán Aristóteles, Cervantes, las deidades africanas e incluso los slogans más punzantes.

En el país dominicano del siglo XX y hasta ahora, el autor ha escrito con esa espada de Damocles que es el afuera. Afuera que quiere decir los gustos, la onda, las tendencias, lo que el mercado necesita, lo que el puesto laboral o político exige, lo que el ego demanda.

Lo que pasa con los la literatura también acontece con el naciente cine y con las artes plásticas.

La imaginación dominicana comienza y concluye con la figura de Trujillo.

Las mujeres que escriben, en su mayoría, escriben para mujeres.

Los hombres tienen que demostrar sus habilidades eróticas o heroicas.

Los extranjeros que escriben sobre temas dominicanos siempre acentuarán el calor y el dolor.

Los dominicanos que escriben sobre el extranjero siempre hablarán de Washington heights, descubriendo la tristeza en el subway, haciéndonos llorar con la imagen del dominicano tragado por aquel norte revuelto y brutal que nos desprecia, como diría Martí.

Los dominicanos parecen que tienen que irse a Nueva York para descubrir la tragedia de lo urbano.

¿Cuándo será Los Mina un escenario para una buen novela?

¿Cuándo a un escritor santiaguero se le ocurrirá situar algo interesante en la Calle El Sol o en Sal Si Puedes?

A todos nos endulzan las patrañas de Paulo Coelho o las levitaciones de Isabel Allende o lo que sea de tantos y tantos ahora que valga la aclaración, nunca leeré, tal vez por esa vocación de andar despistado y sin el número de cualquier taxi en estas altas horas de la noche
dominicana.

Si a esto que es la escritura y la lectura se le agrega la puesta en circulación de ambos –las ferias libreras, las puestas en circulación, las mesas redondas-, mejor seguirle la corriente a Pedro Henríquez Ureña y asumir primero aquellas Cien Obras de la Literatura
Universal que el Maestro comenzara a editar en 1938.

Nuestras ferias son eso: lugares para el grito, la demanda, la corredera de los niños, la chispa de un tiempo libre inteligente porque habrá payasos y pizzas a dos por una. Cuando veo a una orquesta de merengue o de lo que sea en una Feria del Libro, me pregunto: ¿en qué contribuye ese tipo de espectáculo a la lectura?

Cuando pienso que una orquesta o un solista cobra por lo menos 30 mil pesos, me imagino haciendo con esos 30 mil pesos una edición de diez libros y un total de 150 ejemplares.

Si sigo aplicando mi lógica de editor independiente, y pienso que esa orquesta o solista no interpretará más de diez canciones, me figuro que cada tema tocado equivaldrá a un libro que podría editar.

Pero así son las cosas. El mundo tiene que picar. Los artistas tienen que picar. Los empresarios, el público, la época, todo mundo tiene que sacar su tajada.

Después que pasan las ferias y el mundo vuelve a su viejo orden, gracias a la divina intervención de Limpieza y Ornato del Ayuntamiento, al final sólo quedarán los libros.

La soledad será recuperada, porque nadie te habrá de leer. La brisa volverá a tu alrededor, y ya no habrá el aire acondicionado y las salas a medio llenar de las puestas en circulaciones. No habrá magos ofertándote descifrar algún misterio de Troya o convenciéndote del
Libro del Guerrero o de algún tantra.

Al final volverás a tu soledad, a la página, a la fantasmagoría, a esa manera inadvertida con que deletreamos los pasajes más deliciosos del poema, el ensayo, la narrativa.

Los merengueros y los funcionarios se habrán largado con sus 30 mil pesos mínimos.

Cada país, cada cultura, se sabe más de la cuenta, tendrá sus gustos.
Me imagino esas obras de casi toda una vida, como las de Fiodr Dostoievsky, León Tolstoy o Thomas Mann, que para asumirlas hay que pensar en largas semanas, en tiempo donde las neuronas deberán estar relajadas para asumir toda esa estepa, la nieve, los líos familiares, las angustias que requieren una meticulosa descripción.

http://www.cielonaranja.com
Espacio ::: Pensamiento

Declaración dePrincipio sobre la Democracia

Acá expongo mi posición sobre este tema a propósito de una aclaración al compañero Aristides del Foro Clave Digital:

Aristides, no sé en cual foro fue que escribiste sobre tu cercanía con Engels y Marx.

Hecho para atrás la memoria y recuerdo el momento en que me preguntaba insistentemente sobre qué era la democracia para mí? Y la verdad que terminaste diciendo algo así como que mis definiciones eran difusas, o confusas.

Sé que desde el marxismo hay problemas de cuestionamiento a la democracia capitalista, sobretodo en la parte de los derechos civiles, que entre los gringos conservadores , fundamentalmente significa la propiedad privada.

La democracia social (la que implica un Estado de Bienestar sin pobreza, con una cobertura universal de seguridad) no ha tenido mucha legitimidad en esos lares.

Es este el conflicto fundamnetal entre socialistas como Fidel-Cuba que nunca se ha tragado los conceptos comésticos de democracia de propiedad sin límites en USA, democracia de bla bla bla, y gente pasando hambre como se evidencia en el pots que pusiste que un latino pasa hambre de cada cinco, un 20%.

Para USA y derechistas conservadores (estoy usando calificativos, pero no personales) en Cuba hay dictadura, pero lo que le duele es que hay límites a la propiedad privada.

Comprendo ese aspecto sobre política y economía, y modelos políticos sociales para vivir con decencia todos y todas.

Aclarando esos elementos quiero ampliar sobre lo siguiente:

Yo he militado en un partido socialista hasta 1983. Fuí y soy crítica de los socialismos existentes (Cuba, China, URSS...). No creo en que como se manejan las libertades políticas y algunas civiles. Personalismo, caudillismo, privilegios y perpetuación de élites nepotistas y de minorías partidarias machistas...Muy escasa oparticipación de ls clases trabajadoras, formales e informales, como en el caso de las mujeres que tienen en política un aparticipación mínima como cualquier sociedad clasista patriarcal.

Estoy consciente que hay adjetivos para las democracias, la democracia en la que hago énfasis abarca la justicia social (problemas de clases sociales), que se viene llamando democracia popular. También entiendo que todo esto es una contradicción permanente y que la democracia no es un estado ideal estático, sino que se construye básicamente con ejercicios ciudadanos colectivos. Básicamente retrocede o avanza, dependiendo de las correlaciones de fuerza por muchísimos factores no de las luchas de las clases sociales sólo, sino de otras vertientes más post-modernas y modernos (en nuestros países, aún no hemos revasado demandas modernas de democracia elemental como el derecho a vivir sin hambre) , como son los movimientos sociales que reivindican igualdad y no exclusión, o temas más universales como son los movimientos por los derechos de gays y lesbianas, contra la guerra, ecologistas, feminismo-derechos de la mujer a una ciudadanía plena y cuestionamiento a todos los fundamentos clasistas-violentos del patriarcado contra las mujeres; derechos humanos en general, derechos de migrantes, etcétera.

¿Entonces, qué es lo que entiendo por democracia, porque me abrazo a ella aún con tantas limitaciones a superar según cada país?

Abrazo las reglas del juego para tomar decisiones en lo político sin ir a la guerra. Que las distintas clases sociales y los distintos intereses estamos obligados a negociar, a la renovación de liderazgos, al ejercicio político de partidos, e ir trabajando las redistribuciones de ingresos vía políticas impositivas, u otros mecanismos, pero a partir de leyes.

El eje central para mí es la participación y la igualdad social, y no imposiciones de sistemas mediante dictaduras y la guerra.

Porque las mujeres merecemos algo más que moños gratis.

Santo Domingo, 19 de diciembre del 2006

Nota de Prensa

Porque las mujeres merecemos algo más que moños gratis.

La Colectiva Mujer y Salud manifiesta su preocupación con el programa navideño del gobierno, de distribución de canastas de alimentos y el arreglo del pelo a las mujeres de manera gratuita.

Pensamos que estas acciones de corte meramente populista forman parte de una política gubernamental que explota la miseria de las mayorías de este país e ignora la verdadera situación de pobreza y exclusión de las mujeres dominicanas a la vez que explota sexualmente la imagen de las mujeres a través de la industria de la belleza.

Lamentablemente la realidad nos ofrece datos y situaciones que impactan negativamente sobre las vidas de las mujeres. Así podemos mencionar entre otros:

* Que, la tasa actual de mortalidad materna es de 178 muertes por cada cien mil nacidos vivos;
* Que, cada vez más mujeres en edades entre 15 y 49 años viven con el virus del VIH evidenciándose la feminización de la pandemia y sus graves consecuencias;
* Que, es alarmante la tasa de embarazos de nuestras niñas y adolescentes;
* Que, la violencia contra las mujeres arroja este fin de año la indignante cifra de 158 mujeres asesinadas por sus parejas, ex parejas, novios y ex novios;
* Que, los derechos sexuales y reproductivos son violados
cotidianamente tanto en el ámbito privado como en el espacio de lo público;
* Que, la alta tasa de muertes de mujeres por abortos realizados en condiciones de clandestinidad, insalubridad y riesgo, constituye un problema de salud pública tratado con indolencia al no adaptar la legislación actual despenalizando el aborto por lo menos en los
casos de incesto, violación y riesgo de vida de la mujer
* Que, sus posibilidades de acceso al empleo son reducidas y que al incorporarse al mundo laboral son las peor pagadas y las menos reconocidas;
* Que las mujeres siguen siendo las encargadas de la reproducción de las tareas domésticas, de la crianza de niños y niñas y cuidado de las personas mayores, sin que esta labor sea reconocida como trabajo ni remunerada por ello.

Por todo esto, demandamos al gobierno una política responsable que ponga en funcionamiento el seguro familiar de salud; una reforma fiscal integral y justa amparada en un pacto social y que no afecte a los sectores mas empobrecidos de la población; que las mujeres reciban educación sexual para prevenir el VIH y los embarazos no deseados, especialmente las mujeres adolescentes; que el Estado Dominicano cumpla con su compromiso de proteger a las mujeres de la violencia de género; que la reforma constitucional garantice la igualdad y la no discriminación de las mujeres, respetando su autonomía y fortaleciendo la construcción de una ciudadanía plena para las mismas. Porque las mujeres merecemos algo más que moños gratis.

_________

Yo... y cualquier morada

Yo...
y la cortesía.

Yo...
y la soledad.

Yo...
llena de pasión
acompañada
del aire
de mi cuerpo
de mi alma
entre las caricias de las piedras
mordida por el dolor
y la alegría...
intermitentes.

En cualquier espacio
más allá de mi yo
y entre mi yo
y acompañada de cualquier morada
este obligado sentido
me aprieta el pecho.

Vivir más que nada
multiplicada en la lejanía
espantando con la verdad.
Condenada
a ser.

Un inhóspito ser
hoyando
en este tiempo
sólo para llorar
sólo para amar
y reir
embebida en todos los ojos
y en ninguno.

Y de vez en cuando
embebida en tus ojos.

Sola...
conmigo,
en cualquier morada
acompañada de
seres de haceres, seres de haceres...
aterridos a veces, muchas veces
sola
hoyando
con el pecho herido.


mdm
Santiago, RD
18.XII.06

Seguro Familiar de Salud, Seguridad Social y democracia social en RD

Sin Seguridad social no hay democracia social, se dificulta credibilidad en esta sociedad como un ente colectivo, justo y solidario.


Cumbre de la Seguridad Social


El Dr. Bernardo Defilló Martínez, Superintendente de Salud y Riesgos Laborales, ha declarado que la fecha de este martes 19 es vital para poner en marcha el SFS.


SANTO DOMINGO, DN.-El presidente Leonel Fernández encabezará este martes, a partir de las 9:00 de la mañana, la Cumbre de la Seguridad Social, para tratar de alcanzar un acuerdo que permita la puesta en vigencia del Seguro Familiar Salud del Régimen Contributivo.

El encuentro estaba programada para el pasado martes 12, pero fue pospuesto para el 19 de diciembre, debido a las vistas públicas convocadas por el Congreso Nacional para conocer los diversos puntos de vista sobre la nueva reforma tributaria, impulsada por el gobierno.

El mandatario ha convocado a los principales actores del Sistema Dominicano de Seguridad Social con la finalidad de iniciar SFS del Régimen Contributivo. La reunión se llevará a cabo en la sede de la Pontificia Universidad Católica Madre y Maestra.

El inicio del SFS del Régimen Contributivo ha sido pospuesto en nueve ocasiones desde la aprobación de la Ley 87-01, dejando sin cobertura médica alrededor de un 70% de los dominicanos. Mientras que por concepto de pensiones los trabajadores tienen ahorrado alrededor de 32 mil millones de pesos.

El Dr. Bernardo Defilló Martínez, Superintendente de Salud y Riesgos Laborales, ha declarado que la fecha de este martes 19 es vital para poner en marcha el SFS.

Sostuvo que están dadas las condiciones materiales y financieras, y "si mañana no se inicia el SFS del Régimen Contributivo, no habrá Seguridad Social".

Las Cartas del Tao (Taoísmo)

Hay muchas personas a quien amar, a quien cuidar, a quien integrar, y de todas las personas a unir, a la que más deseo se sienta parte de la vida y de la comunidad y de la que más deseo su realización plena, es a mi hijo. También deseo una mayor calma para mi hija.

Hay muchos compromisos que llevar a cabo, es mucho lo que tengo que hacer para mejor aprovechar el tiempo, necesito tener más pasión. Necesito tener mejores hábitos de vida para tener más vigor, más salud.

En el día de hoy una cuñada me regaló unas Cartas del Tao, a partir de la Filosofía china del Taoísmo que tiene dos mil año. Son 54 cartas. Se usa así: Una formula una pregunta, baraja las cartas y elige una. Esta es una especie de guía para responder la pregunta.

La pregunta que hice a las cartas del Tao fue: ¿Cómo puedo armonizar mis múltiples compromisos e ideales con más dinamismo, efectividad e incluir a mi hijo para que sea más feliz?

Barajé las cartas, tomé una, y la carta decía:


Los buenos
son maestros de los malos,
y los malos
son útiles a los buenos.
Quien no ama a su maestro
ni aprecia ser útil
tiene confuso su saber.
Aparentar ignorancia,
siendo iluminado,
este es el secreto esencial.

Medita profundamente
cuál es el aprendizaje
que la vida te brinda
en esta situación



Ahora estoy tratando de interpretar la carta. Cualquier persona que me quiera ayudar a pensar será bienvenida. Gracias.

Palabra invitada: lenitivo

Acá pongo un fragmento del comentario de Pedro Conde Sturla a la novela Trementina, clerén,y Bongó de Julio González Herrera. Se trata de una historia un poco matizada por la vida personal del autor por sus vivencias bordeando la locura.

Elijo la palabra LENITIVO como palabra invitada, la cual utiliza Pedro en su comentario


Fragmento del comentario de Pedro Conde Sturla:

"Creyó ser fuerte y no lo era. Entonces, ofuscado, buscó el lenitivo estúpido de las borracheras cada vez más frecuentes. Los amores fáciles y toda la gama del vicio y del desorden entraron en su reino. Su salud se afectó entonces considerablemente. Sufría de insomnios, alucinaciones, y el delirium tremens encontró pronto una víctima más en aquel sistema nervioso sensible y en su cerebro débil. El manicomio fue el final de todo."
Pedro Conde Sturla



Palabra Invitada: Lenitivo

lenitivo, va.
(Der. del ant. lenir, lenificar, y este del lat. lenīre).
1. adj. Que tiene virtud de ablandar y suavizar.
2. m. Medicamento que sirve para ablandar o suavizar.
3. m. Medio para mitigar los sufrimientos del ánimo.


Real Academia Española

Felicidades al Gobierno Español: la violencia contra la mujer se combate con recursos, no sólo con una ley

El Gobierno español aprueba un plan urgente contra la violencia de género que incluye la vigilancia con pulseras a los maltratadores

El Consejo de Ministros lanza un paquete de 20 medidas urgentes y 48 millones de euros para reforzar la seguridad de las víctimas, aumentar su protección judicial y formentar la sensibilización social


*ELPAIS.com* /- Madrid - /15/12/2006

El Consejo de Ministros ha aprobado esta mañana el Plan Nacional de Sensibilización y Prevención de la Violencia de Género, que incluye un proyecto piloto para desarrollar dispositivos (pulseras) de seguimiento y vigilancia de los maltratadores obligados a mantenerse lejos de sus víctimas. Además, está prevista la creación de más juzgados especializados y de protocolos sanitarios para detectar el maltrato.

El plan, dotado con 48 millones de euros, incluye 20 medidas urgentes para reforzar la seguridad de las víctimas, aumentar la protección judicial y formentar la sensibilización social, entre las que destacan: la asignación de 222 agentes más de Policía y Guardia Civil en 2007 dedicados a la lucha contra estos crímenes; la creación de 42 juzgados exclusivos más (en Madrid se pasa de seis a 10); la asistencia letrada gratuita durante las 24 horas del día a las víctimas; la puesta en
marcha de un teléfono único y gratuito de información y atención a las afectadas; la aplicación de un protocolo de atención sanitaria en todos los centros de salud para detectar casos de violencia de género; y el lanzamiento de planes concertados con empresas para dar empleo a esas mujeres.

La Comunidad de Madrid fue pionera en el desarrollo de pulseras contra el maltrato, una iniciativa que por ahora se ha saldado con fracasos allá dónde se ha puesto en práctica. En 2001 el Gobierno regional madrileño anunció que implantaría pulseras antiviolencia, pero aún no ha extendido esa iniciativa, que se ha topado con problemas técnicos y algunas resistencias entre jueces y fiscales.

En la rueda de prensa posterior, la vicepresidenta primera del Gobierno, María Teresa Fernández de la Vega, ha explicado que el Gobierno ha “hecho balance de la Ley Integral contra la Violencia de Género a los casi dos años de su aprobación”. Las “medidas urgentes” aprobadas hoy tienen como objeto “acelerar la aplicación” de la ley “y hacerla más eficaz”, pero sus resultados se notarán “en el medio y largo plazo más que a corto”. Respecto a la ley, De la Vega ha explicado que “ha demostrado ser vanguardista, innovadora y necesaria, pero también compleja en su aplicación”.

_______________________________________________
Mujeresred-violencia mailing list
Mujeresred-violencia@listas.nodo50.org
http://listas.nodo50.org/cgi-bin/mailman/listinfo/mujeresred -violencia

Trascender versus vivir en la inmanencia

Trascender es poder asumir inquietudes, intereses, luchas... que abarquen grandes problemas existenciales, humanos, con dimensiones más allá de nuestros intereses cotidianos y experiencias del espacio personal, el espacio de lo inmanente. Quedarse en lo inmanente es hacer como dice el refrán popular "no mirar más allá de nuestras narices".

Tener grandes sueños que transformen lo inmediato, ir más allá de lo posible planteándose la modificación del contexto y de los límites del tiempo y del espacio que nos envuelve.

Trascender es profundizar en el pensamiento y en los sentimientos buscando causas, relaciones entre factores o variables que expliquen la vida y sus problemas, y buscar transformarla.

Hay una trascendencia Kantiana (de Inmanuele Kant, filósofo alemán, siglo XVIII) que se plantea la trascendencia en un sistema de valores éticos, hacia el mejoramiento de la condición humana.

Trascender en mis valores es comprender la sociedad, a las personas y mejorarnos con una visión universal.

Hoy estuve en un espacio donde pude alimentar un poco mi espiritualidad, sentir y pensar en nuestro mundo, nuestro país, también pensar en lo interno, en el sentido de la vida.

Una de las experiencias que quiero comaprtir, fortalecer o reforzar en la que se hizo mucho hincapié es la necesidad de aprender a respirar profundo.

Se nos ejercitó mucho en respirar por la nariz entrando mucho aire en los pulmones, reteniéndolo lo más que pudiésemos, y luego sacándolo por la boca suavemente.

El oxígeno es muy importante para el cuerpo, para la salud... Debemos respirar hondo y prolongado durante todo el día.

Sigo luego compartiendo experiencias que ayudan al ejercicio de la trascendencia y de los sentimientos de bondad y de alegría. ¡ciao! l

Estamos despertando

¿Habíamos perdido la capacidad de asombro con respecto a la situación de los trabajadores inmigrantes haitianos/as, y con respecto a su prole, y a los hijos de los hijos, nietos…?

Se dice que los humanos tendemos a buscar la seguridad, lo estable, la rutina…y que en consecuencia, nos resistimos a los cambios. Hace unos meses leí en un libro sobre Cómo construir Autoestima, cuya autoría no recuerdo, que los humanos rechazamos tanto los cambios, que sólo las niñas y niños quieren que se le cambie el pañal; pero sólo cuando está muy mojado o frío.

Para las personas que están en una situación muy lamentable esto no es buen negocio. Se acostumbran a la rutina, y esta inercia de los de abajo y de los de arriba en acostumbrarse a situaciones deplorables se destaca en los estudios comparativos sobre cambios sociales, donde se habla de revoluciones o revueltas que se han cuajado durante varios siglos, o en milenios (Barrington Moore, Jr. (2002). Los orígenes sociales de la dictadura y de la democracia (El señor y el campesino en la formación del mundo moderno). Ediciones Península. España).

En los cambios influyen las innovaciones tecnológicas, los contactos entre personas de culturas diferentes, la evolución de la subjetividad y consciencia de las personas y de los grupos sociales, las ansias de dominio, o de conquistas de quienes tienen mayor poder económico, o militar, o la búsqueda de seguridad y bienestar de aquellos/as, cuyas situaciones precarias les impulsa a buscar mejoría. Todo un mundo fascinante para estudiar, o sobre lo que no hay en sociología una teoría general de consenso significativo que explique los grandes cambios sociales en aras de situaciones de mayor democracia social, o que permitan libertades económicas y políticas.

Desde hace unos noventa años han existido los bateyes, los inmigrantes haitianos se han ido, vuelven, no retornan, o se han quedado y han tenido descendientes sobre los que se discute si son dominicanas(os) o no. Y es hace apenas unos añitos que estas situaciones están sobre el tapete con la intensidad actual, desde el cuestionamiento internacional, nacional, y desde las ‘relativizaciones’ que pretenden disminuir la problemática, o se reacciona desde lo legal con contradicciones, o se llega a decir que el “interés nacional” debe estar por encima de un Estado de Derecho. O se llega a decir que si bien son dominicanos por derecho, no lo son por cultura.

Por el fenómeno de la necesidad humana de aferrarse a lo seguro, ya antes señalada, la población inmigrante haitiana se ha acostumbrado a su miseria. Nos acostumbramos a su miseria. A su caricaturización como personas de “muy baja categoría”, personas contra las cuales se nos ha adoctrinado a partir de determinada etapa del régimen de Trujillo, que algunos reseñan por diferentes causales. Hay además de esta socialización interesada de corte etnocentrista, el elemento histórico de la ocupación haitiana durante el período 1822-1844, lo cual ha sido aprovechado para la labor de adoctrinamiento antes señalada.

Pero no todos y todas se han acostumbrado a la marginalidad y a la falta de documentos de identidad, o cualquier documento que le de derechos, enfrentando algunos miles de obstáculos que de manera individual terminan aplastados por la férrea decisión de no facilitar nada. MUDHA y Sonia Pierre con el apoyo de la Corte Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) es un ejemplo de ruptura con esa pasividad de unos noventa años.

Se debate mucho sobre si somos racistas o no, si somos pro-haitianas(os), xenófobos, traidores, pro-dominicanos, anti-haitianos(as), nazionalistas…En fin, calificativos que no resuelven casi nada, por no decir nada, o empeoran la toma de decisiones y el buen ambiente de alegría en la isla.

Como señalaba en párrafos anteriores uno de los factores de cambio es el contacto intercultural, o la construcción de subjetividades o consciencias que pueden romper con los patrones estandarizados de la rutina cultural. Personas sensibles, que siempre han existido como la Madre Teresa, como, Fray Montesinos, Padre Las Casas, Ruquoy, Hartley, …por ejemplo, a los que menciono en honor a sus esfuerzos similares, y que en el caso de Hartley y Ruquoy, por ello ellos no están presente entre nosotras(os), y que han contribuido a que estos temas estén adquiriendo dimensiones de cuestionamiento.. Y son muchos otros sacerdotes jesuitas que se han sentido comprometidos ante la situación socioeconómica de este grupo social, como el sacerdote Regino Martínez en la frontera.

En mi experiencia particular he visto como estudiantes universitarios de otros países quedan realmente chocados ante las situaciones de estos lugares. Y sí pueden captar las particularidades, pues no todas las personas que viven en un batey están en las mismas condiciones. Cuando leo o escucho esto, es muy fácil de determinar que quenes así se expresan no conocen un batey, o sencillamente afirman esto con un poco de ligereza interesada.

O esta reacción de conmoción pasa también con dominicanas y dominicanos como Millizen Uribe que nos narra en su columna Voces Nuevas, el impacto que tuvo en su consciencia visitar un batey. O pasa con dominicanos(as) como Carlos Dore Cabral, Wilfredo Lozano, Juan Bolívar Díaz, Sara Pérez, Zobeyda de Jesús-Cedano…por sólo hablar de algunas de las personas que han escrito últimamente con empatía sobre estas problemáticas en este medio.

A las instituciones que demandan una posición de asumir responsabilidades de ciudadanía, de regulación de estatus ante las(os) inmigrantes haitianas(os) y sus descendientes; al igual que desean un trato respetuoso y justo ante las repatriaciones, se les acusa de vividores de ONGs, antipatriotas, traidores, y de que forman parte de un plan internacional de potencias que buscan la fusión de los dos países, entre otras consideraciones.

Y con decirnos nazionalistas o traidores no se resuelve el diferendo, ni se resuelven las diferencias.

Es notorio que todo el mundo quiere influir en quienes toman decisiones, y en la opinión pública. Es notorio que estamos siendo cuestionados en nuestras rutinas de marginalidades extremas. Es notorio que tenemos que actuar, y que las cosas no están claras.

Es halagüeño que se nos está ayudando a enfocar el problema, y que muchos queremos orden, definiciones, regulaciones, repatriaciones humanamente respetuosas…

Pero es notorio que muchas emociones nos están indicando que tenemos que aprender a respirar profundo ante las diferencias y a aprender a vivir en democracia.

En estos asuntos hay muchas formas de concebir ser patriota…Y de cualquier manera que creamos que es lo mejor, nos convendría un ejercicio teórico y vivencial sobre intermediación de conflictos.

La patria agradecería que sus ciudadanos y ciudadanas aprendiesen a ser más ecuánimes y serenos para procesar las diferencias.

Ojalá que aparezca mucha creatividad y alegría para construir una patria que inspire respeto por asumir las responsabilidades de las que no hemos estado conscientes desde hace noventa años. Y para tener la dedicación de definir y sacar la población inmigrante haitiana que no necesitamos: sin desprecios, con profesionalidad, y de una manera dinámica y significativa; sin dejarnos llevar de mentes un poco aceleradas, que no están a la altura de pensar en la economía dominicana, y sin hacer daño innecesario al mercado laboral que necesite esta mano de obra; y tomando en cuenta los intereses de la mano de obra dominicana, que hoy se considera deprimida. Tomar en cuenta los estudios, los datos, ayudarán bastante.

Mientras…

¡Feliz navidad aún con las diferencias! ¡De seguro que las diferencias siempre han existido en el mundo, y la felicidad también!

¿Y qué de la navidad?

PUBLICADO EN LA SECCION FIRMAS DE CLAVE DIGITAL EL DIA martes, 05 de diciembre de 2006


¿Y qué de la navidad?

Cuando un colectivo ha sido diagnosticado con altos niveles de consumismo, desigualdades y ostentación, el mejor regalo que puede hacerse a la navidad es el recogimiento y la moderación.

La alegría viene de adentro.

Si estamos sobregirados en actitudes y comportamientos de escape, de inconsciencia, de un egoísmo inusitado, de violencia, indiferencia y haraganería para mejorarnos, convendría en la navidad, y en todos estos años que vienen que nos estemos más quietecitos a fin de un desarrollo más armonioso, social, sustentable, ético y tomándonos en cuenta todas y todos.

Estémonos quietecitos.

Más quietecitos: pagando deudas, cumpliendo en las cárceles si hemos faltado, desarrollando programas alternativos a la inseguridad ciudadana, aplicando el Seguro Familiar de Salud, ahorrando en gastos, resolviendo el problema eléctrico, eliminando la violencia de género contra la mujer.

También recogiendo el machismo violento, integrándonos en esfuerzos organizados con ejercicio de ciudadanía responsable en nuestros municipios, metiéndonos en partidos políticos para el bien común, sobretodo las mujeres, creando escuelas de formación política en los partidos, logrando la paridad de hombres y mujeres en los cargos electivos, mejorando la transparencia en las cuentas y el ejercicio público…

En fin, creo que no es tiempo para muchas celebraciones, en las cuales estamos sobregirados en las cuentas de integridad y vida justa en lo colectivo.

Es tiempo de reflexión y de mirar al otro, a la otra.

El relax de la Navidad, conviene para observar cuidadosamente la situación de quienes casi no son ciudadanas y ciudadanos, debido a nuestras bajas políticas redistributivas. Aprovechemos para reflexionar, sobretodo, en cómo mejorar nuestro país.

La sociedad dominicana se considera alegre, apasionada…abundante en emociones buenas de vitalidad para vivir.

Pero esto hay que equilibrarlo. Existe también la apreciación interna y externa de que en República Dominicana estamos sobregirados en chercha y anomia.

Navidad en República Dominicana entonces, propongo sea, tiempo de pagos, de ahorros, de organización e incremento en los gastos sociales, de austeridad, de transparencia y de ciudadanía responsable.

Ciudadanía responsable en cada microespacio donde estemos.

Para los que vivimos en edificios: integración cívica ética, obligándonos y obligando a nuestros vecinas y vecinos morosos para que paguen el manteniendo en los edificios, que no se roben el clave, la electricidad, para que cuiden el espacio respetando los parqueos, las áreas comunes, cuidándonos del ruido.

Ciudadanía responsable democrática en nuestros hogares, con nuestras parejas, exparejas, hijas/os, con las y los hijos que no viven con nosotros. Ejerciendo los deberes y derechos de escuchar y ser escuchados con serenidad y respetando las diferencias. Aprendiendo a encontrar fuerzas espirituales para vivir solas, solos y acompañadas, acompañados, cuando sea necesario.

Cuentas claras en las familias, en el uso de los recursos, y del tiempo, en un balanceado dar y recibir, como nos comentaba Rosalina Perdomo Montalvo Desde su jardín, en el artículo de la semana pasada.

Cuentas claras para respetar las pruebas de fuego para cualquier demócrata dominicana/o como son: la empatía con gays y lesbianas, la empatía con los inmigrantes haitianos/as y con los nacidos y nacidas acá con ese origen, el decisivo cambio de paradigma neoliberal de este individualismo rancio del sálvase quien pueda, aprender a vivir bajo normas colectivas sin pequeñas y grandes corrupciones, disminuir la allantosería que parece que ya no comienza a lucir. Es también prueba de fuego de democracia en nuestro país, que no se dividan los partidos y debiliten el país frente a las pugnas por candidaturas, y el respeto por a las diferencias por creencias religiosas y no religiosas.

Les dejo y desde ahora expreso mis deseos de una feliz, amorosa y moderada navidad.
WWW.CLAVEDIGITAL.COM
Media Team Dominicana S.A. Clave Digital se edita en Santo Domingo, República Dominicana.
Avenida 27 de febrero No.215 esq. Luis Scheker, Naco, Santo Domingo, D.N.
Teléfonos: (809)472-3049, (809)472-1888, fax (809)472-1967.
E-mail: clave@clavedigital.com
Certifica.com
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...