La situación en Siria ante ataque de EEUU con misiles. Por Miguel Sang Ben

El pasado 7 de abril 2017 Estados Unidos atacó a Siria con unos 60 a 70 misiles afirmando que desde ese espacio salió un ataque químico del gobierno hacia la provincia de Jan Sheijun. El gobierno de Siria dice que el hecho del ataque con armas químicas sería de parte de los grupos terroristas que actúan en su territorio, pues no atacaría a su pueblo con arma química, aunque se dice que antes lo ha hecho. Mientras se aclara, este artículo de PK Miguel Sang Ben aporta informaciones sobre el conflicto, las tradiciones, antecedentes, y las posibles implicaciones de lo que pasa en Siria, y en la región. Hay que dominar este tema, pues con respecto a lo verdadero en tiempo de guerra, hay un aforismo que dice: "la verdad termina cuando comienza la guerra". Invito a leer.

Mildred D Mata
--
Divagaciones

¿La prueba de fuego de Trump o de Putin?                      
Miguel Sang Ben

Por Miguel Sang Ben

Espero que los guerreristas, mejor conocidos como los “halcones”, no se me ofendan, pero la “guerra siempre sabemos cómo comienzan, nunca cómo terminan”. Cualquier bravuconada en un ambiente caldeado como la situación de Siria, en particular, y del Oriente Medio, en general, puede provocar una escalada.
¿Es la bravuconada de Assad, el presidente de Siria, alauita, apoyado por los Guardias Revolucionarios de la revolución iraní y avalado por la Rusia de Putin, al usar armas químicas contra civiles, o la de Trump de enviar un ataque de misiles hacia una base aérea siria porque de ahí se enviaron las bombas neurotóxicas, sin el conocimiento del Congreso de Estados Unidos?

En estos términos no se está discutiendo en el Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas, pero si lo está pensando el mundo. Mi esposa Margarita me pidió que le explicara el embrollo sirio. Tuve que respirar y organizar mis ideas para explicarle que no es una batalla entre “los buenos” y “los malos”, porque para decidir quiénes son los unos y los otros se necesita saber que buscamos.

La complejidad viene porque Bachar al Assad proviene del viejo Partido Baath de dónde provenía Saddam Hussein, germen del socialismo árabe y de una política secular, no religiosa y cercana a la Unión Soviética, y de fe alauita (Los alauitas son una rama del islam chiita, son seguidores de los doce imanes de Ahlul Bait, descendientes del profeta Mahoma. Su escuela de jurisprudencia en el islam es aquella fundada por el sexto imán, Yafar As-Sádiq, que considera, entre otras belleza, el que las “mujeres no tienen alma” por lo cual es aliada al chiismo iraní por su amenaza constante del sunismo, que representa el clericalismo político del Islam de los petro-reinos del Golfo Pérsico) que se enfrenta al divisionismo de los Kurdos (etnia repartida entre Iraq, Siria y Turquía, quien vigila el desarrollo en antelación a su propia insurgencia kurda), el Estado Islámico de Siria y el Levante (el temido DAESH en árabe e ISIS en inglés, de tradición sunní radical), una oposición anti-Assad “supuestamente” democrático creación de la política de Obama, y por último, Israel que mantiene frontera y ocupa las colinas de Golán, pertenecientes a Siria.

Los hechos, según El País (Ver en el enlace siguiente: http://internacional.elpais.com/internacional/2017/04/07/estados_unidos/1491574740_172137.html), siguió el procedimiento explicado a continuación: “En secreto, el Consejo de Seguridad Nacional, bajo las órdenes del general Herbert Raymond McMaster, diseñó tres posibles represalias. El presidente eligió la menos sangrienta. Y sin decir nada, prosiguió su agenda.

“El jueves mantuvo una reunión trascendental con el presidente chino en su mansión de Mar-a-Lago (Florida). Una hora después de la cena oficial y sin aviso al Congreso, daba comienzo el ataque. Eran las 20.40. Desde los destructores USS Porter y USS Ross, en aguas del Mediterráneo oriental, los misiles Tomahawk partieron hacia la base de Shayrat. A lo largo de cuatro terribles minutos impactaron en hangares, almacenes de combustible, silos de munición, sistemas de defensa aéreos y radares.

“El objetivo había sido elegido con sentido político y militar. Era la pista de donde despegaron los aviones que bombardearon Jan Sheijun. La destrucción fue casi completa, aunque evitó los depósitos de gas. “La meta era acabar con la capacidad de desplazar armas químicas, no con ellas, eso podría haber causado una matanza”, señaló una fuente militar. “Se han adoptado medidas extraordinarias para evitar bajas civiles y rebajar al mínimo los riesgos del personal de la base aérea”, detalló el Pentágono. En este afán, Moscú fue alertado antes de la intervención. Ninguno de los militares rusos destinados en la base falleció. Peor suerte corrió el bando sirio: al menos seis soldados del régimen murieron. El gobernador del Homs elevó la cifra a 16 personas, cuatro de ellas niños.”

Si Rusia tenía algo que ver con el ascenso de Trump, ¿demuestra Trump que no es verdad al irse contra el protegido de cuasi-aliado, eliminando así cualquier sospecha de la injerencia rusa en las elecciones norteamericanas? ¿Habrá  logrado Trump respetar el “entendimiento” con Rusia de no atacarse mutuamente en Siria al avisar previamente, por canales militares, a los rusos del ataque? ¿Logra Trump “enturbiarle” las aguas a la Unión Europea de la crisis migratoria por este incidente y por la probable escalada de la guerra en Siria?

Un primer resultado es la batalla campal en Naciones Unidas: Rusia salto al ruedo negando el ataque de los  neurotóxicos como falacia inventada para provocar la escalada. El Congreso de Estados Unidos demanda que Trump presente sus planes para su aprobación y así legalizar la escalada. En lo inmediato, un motivo más para que el precio del petróleo comience a subir, y subir…
Nicolás Alonso en El País presenta un prontuario de cuestiones sobre este incidente, (http://internacional.elpais.com/internacional/2017/04/07/estados_unidos/1491538259_970149.html) que mostramos in extenso a continuación, por ser muy ilustrativo:

Motivo del ataque
El motivo de la ofensiva estadounidense es un ataque de armas químicas perpetrado el martes por el régimen del presidente Bachar El Asad contra centenares de personas en la localidad de Jan Sheijun, en la provincia de Idlib, en el noroeste del país. No es la primera vez que se culpa a El Asad de un ataque químico. En 2013 se sospecha que el régimen sirio mató hasta 1.000 personas en un ataque similar.

¿En qué consistió?
Dos buques militares de la marina estadounidense, localizados en el Mediterráneo oriental, dispararon un total de 59 misiles tomahawk a las 4:40 de la mañana hora local (8:40 PM en la costa este estadounidense, 7:40 PM en México) contra la base militar Shayrat del ejército sirio, donde la inteligencia de EE UU considera que El Asad contenía un arsenal de armas químicas. Desde esa base despegaron los aviones sirios que llevaron a cabo el ataque químico hace dos días.
Los objetivos de la ofensiva eran infraestructura: hangares, radares, edificios de almacenamiento de munición. En la base también había tropas sirias y rusas, según un comunicado del Pentágono, pero Rusia fue notificada del ataque con anterioridad.

¿Qué es un Tomahawk?
Nacieron durante la guerra del golfo pérsico en el año 1991 y contienen 450 kilogramos de explosivos. Estos misiles vuelan a casi 900 kilómetros por hora y tienen un alcance en torno a los 2.000 kilómetros con la capacidad cambiar de altura durante la trayectoria. Son disparados desde buques militares en vertical.
La última vez que EE UU usó este tipo de misiles fue en octubre de 2016 contra tres localidades en Yemen desde las cuáles habían sido atacadas las fuerzas americanas. Estos misiles son una parte central de la artillería estadounidense. El Gobierno estadounidense suele utilizarlo en misiones contra el ISIS.

El papel de Rusia
El Gobierno de Vladimir Putin ha sido más cauto que EE UU a la hora de hablar sobre el ataque de El Asad el martes y pidió una investigación “exhaustiva e imparcial”. Rusia ha sido aliada, por lo general, del régimen de El Asad, con quien mantiene relaciones cercanas y lucha contra el Estado Islámico (ISIS). EE UU, hasta ahora, ha tolerado la manutención de El Asad en el poder, pese a querer inicialmente derrocarlo, para centrar los esfuerzos en eliminar al ISIS.
Horas antes del bombardeo, Rusia advirtió en la Organización de las Naciones Unidas que cualquier acción militar estadounidense tendría "graves consecuencias".

Guerra siria
El conflicto sirio comenzó en 2011 como parte de la ola de rebeliones en países del norte de África y Oriente Próximo, conocida como la primavera árabe. Por toda la región, facciones opositoras a los líderes autoritarios de la región tomaron las calles para exigir la instauración de sistemas democráticos. En siria, una oposición fragmentada ha sido incapaz de derrocar al régimen de El Asad y la consecuencia han sido seis años de guerra y casi medio millón de muertes. Las divisiones también han fortalecido movimientos islámicos radicales como el ISIS, cuya destrucción ha sido de mayor prioridad para EE UU hasta ahora.
Para completar estas reflexiones: Puede que las aguas lleguen hasta aquí. Que haya concesiones de parte y parte… para un nuevo status quo en Medio Oriente. Como dicen en la televisión interactiva, es una noticia en curso. Y el juego termina con el out 27, decía Buck Canel.


Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...